Saltar al contenido

¿cuál Es La Verdadera Historia De La Llorona?

Contenido

la llorona para niños

Las voces de la naturaleza (Guimarães, 2004) son los idiomas ocultos, al tiempo que el sonido en interpretación andrópica (lamentarse, plañir, o sus equivalentes, como antes afirmábamos de los perros de Hécate) semejan marcar a historia de historia legendaria. Sin embargo, si prestamos oído a los sonidos intensos de la Naturaleza y a su dimensión mitopoética entonces comprenderemos por qué razón el trueno y la tempestad bien tienen la posibilidad de argumentar la cabalgata de Odín, igual que el arcoíris motivó el mito etiológico de la vieja o giganta que tensa un arco. El mundo es, pues, inseguro, alén de la experiencia personal del desengaño o la desventura , y para transformar el «caos» en «cosmos» es necesario ubicarse cosmológicamente, creando un centro y expulsando los malos espíritus, los «horrores», que es lo que hace la magia apotropaica. Las leyendas de «boca del infierno» se asientan en esta irrupción de entes que son peligrosos y que es preciso conjurar, y que vienen a redundar en el arquetipo del adversario sobrehumano que hay que vencer en los rituales iniciáticos. Pues bien, entre estas criaturas feéricas, estarían las lamias, que tanto encajan con el prototipo de La Llorona. Si bien diríase que la cristianización, como la de San Patricio en Irlanda, las fue arrinconando, la verdad es que creen que habitan en los bosques, jardines y en los fondos de determinadas viviendas, y en tanto que seres interdimensionales que son, también en sitios de «umbrales», a la vera de grutas, riberas, manantiales, o pozos.

la llorona para niños

Cihuacóatl comenzó a mostrarse en el lago de Texcoco cerca del año 1500. Los sacerdotes interpretaron su presencia como una premonición de los próximos hechos que habrían de acontecerle a los mexicas. La Llorona peregrinaba cada noche por calles diferentes, pero se cuenta que sus andares la llevaban de una forma u otra a cruzar la Plaza Mayor, donde está actualmente el Zócalo, con rumbo al oriente de la región. 2 Coatlicue es madre de Huitztilopochtli y en ocasiones se la considera progenitora de Quetzalcóatl. Asimismo, de acuerdo con otro mito, se considera que Cihuacóatl molió los huesos de los muertos que trajo Quetzalcóatl del Mictlán para crear la novedosa humanidad. Su leyenda no ha muerto, continúa como entre los secretos mucho más admitidos en el México actual. Hoy día alguno puede asegurar haberla visto y prácticamente nadie pondrá en duda su palabra, ya que es una presencia tan propia al mexicano, que es realmente difícil romper su hechizo.

El Mito De Todos

Lea mas sobre listado de iglesias en chile aqui.

Ha sido interpretada por varios vocalistas de música clásico, pero la versión más conocida es la de Chavela Vargas, su voz aguardentosa y melancólica, logró que llegará más allá de nuestras fronteras, incluso se ha cantado en otros lenguajes. En la ciudad de México durante el siglo XVI la gente cuenta que una noche se comenzaron a oír varios lloros, gimoteos y quejidos de dolor, por eso es que todos se preocuparon, pero tampoco podían salir a conocer qué sucedía, era simplemente una mujer a la que quizás habían descuidado. 11 De Valle Arizpe, Artemio, Cuentos del México viejo – Historias de vivos y fallecidos. En las ediciones más antiguas nunca exhibe su faz, un suave velo (a veces va a ser más abultado) la resguarda. Es la sin cara, lo que ahonda el horror, siendo más intangible, mucho más inescrutable.

Historias Y Leyendas Mayas 2 En 1 Alux Y Kij

Relaciones indígenas de la conquista, Miguel León Portilla (introducción, selección y notas), Ángel Ma. Garibay (versión de textos nahuas), Alberto Beltrán (ilustraciones de códices), «Biblioteca del Estudiante Universitario», Facultad Nacional Autónoma de México, novena edición, México, 1982, 216 partido popular. Julien, Nadia, Enciclopedia de los mitos, Océano, México, 2001, pp. 90 y 92.

la llorona para niños

¿Cuál es el significado de leyenda?

Una leyenda es una narración de hechos sobrenaturales, naturales o una mezcla de ambos que se transmite de generación en generación en forma oral o escrita.

Lea mas sobre organigrama de una empresa aqui.

undefined

El sonido, pues, es una parte del mantra, del oráculo, del conjuro, de las voces de lo sagrado. La plaga, el desastre, el tronar de la tormenta o de las aguas desatadas son la revelación de esa cosmofanía. El sonido es además la manera de cruzar los umbrales, no se olvide ya las campanas tradicionales sino más bien instrumentos mucho más atávicos, como las carracas que se tocan, por ejemplo, en los oficios de tinieblas en la iglesia gallega de San Martín de Mondoñedo.

“Paseamos, mis hijos iban muy contentos, recuerdo sus saltitos y su alegría tan infantil, tan inocente. Casi me arrepentía de lo que se encontraba a punto de llevar a cabo pero, justo cuando llegamos a la orilla, escuché una voz que chillaba ‘mátalos’, ‘mátalos’. Una horrible ira me invadió y recordé al canalla que me había humillado, que quería quitarme a mis hijos. Miré los rostros del resto y una palidez extraña los había invadido. Sus cuerpos estaban quietos tal y como si temieran llamar la atención de aquel ente; no puedo negarlo, yo también tenía miedo.

undefined

A veces cargada de influencias de la época, que crearon personajes como una mujer mestiza con fachada fantasmal y un hombre español del que estuvo casada; o ocasiones como el ahogamiento de los hijos por los cuales la mujer lloraba. En el momento en que la mujer indígena se enteró, ciega de dolor tomó a sus tres hijos y corrió al Río Texcoco y empezando por el más pequeño de sus hijos comenzó a ahogarlos a todos. La leyenda de la Llorona como se conoce en la actualidad, que apuesta a un alma en pena que merodea por las calles buscando a sus hijos en realidad tiene su origen en el México de mediados del siglo XVI. El agua asimismo es muerte; en este caso, la desaparición de la madre por sí misma, una suerte de suicidio o inmolación frente a lo ineludible. La Llorona hace aparición en donde hay agua ya que de este modo su pena es mayor, es continua. Nunca las corrientes de un río serán las mismas, jamás alcanzará el destino, nunca volverá tener en sus manos el pasado, siempre va a correr tras aguas diferentes, inescrutables, eternas, inaprensibles. La gente del pueblo no duda en afirmar su vida e incluso los mucho más instruidos se preocupan objetar algo frente quien afirma haberla visto, pues está tan imbuida en el meditar del mexicano que forma parte misma de su vida y se le entrega el carácter de realidad.

Lea mas sobre mapa de mexico con nombres aqui.

la llorona para niños